Cubiertas Bajas

Las cubiertas bajas para piscina están formadas por una serie de módulos curvados en forma de arco fijados al suelo mediante anclajes de acero inoxidable.

Los laterales se pueden subir manualmente quedando insertada bajo el techo,  dejando el espacio libre para acceder a la zona de baño de la piscina. En los frontales tenemos puertas correderas de una o dos hojas, o bien puertas en forma de acordeón con amplias aberturas.

Las cubiertas bajas para piscina están pensadas para los casos que la piscina no requiera ser descubierta totalmente. Estas cubiertas fijas para piscinas, permiten moverse alrededor de la zona de baño de una forma muy cómoda, sin tener una posible sensación de agobio.

Las cubiertas bajas para piscinas permiten crear en ese espacio, un lugar agradable, decorarlo a su manera y crear un ambiente personalizado.

Las cubiertas bajas curvas, aseguran un acceso y ventilación confortable gracias a sus aberturas integrales, modulables y generosas para disfrutar al máximo de una discreta cubierta. Las cubiertas fijas pueden ser instaladas simétricamente, apoyando ambos laterales en el suelo, o bien adosadas a una pared, ancladas a uno de los laterales.

En este tipo de cubiertas fijas, al tratarse de una estructura cerrada, incrementa la gama de posibilidades con respecto a diseños y modelos. Con el cliente se define el modelo más adecuado a sus gustos y necesidades.

Cubiertas bajas: practicables o de techo móvil

Las cubiertas de piscina con techo móvil practicables tienen una estructura fija de aluminio con paneles de policarbonato. Los laterales se deslizan hacia arriba para dejar el paso y libertad de movimiento. También el techo puede deslizarse hacia los laterales dejando el cielo abierto sobre la piscina.

 

¡ Su Piscina, nuestra reputación !

Para cualquier consulta o duda, póngase en contacto telefónico llamando al 977 159 042 y nuestro departamento técnico le dará la mejor solución en cada caso.

¡ Solicite su presupuesto sin compromiso aquí !